Cuando esta madre da a luz, los médicos no habían visto nada igual

La inmensa mayoría de los embarazos transcurren sin problemas. Es uno de los campos en los que la ciencia ha avanzado más. Hoy en día, la preocupación porque a tu futuro bebé le pase algo siempre está ahí, pero nunca te imaginas que te pueda pasar a ti. Cuando Parul Patro y Biswajit recibieron la noticia de que tendrían un segundo hijo, esta pareja de Bangladés no podía estar más contenta. Estaban muy ansiosos por darle un hermanito a su hija.

Pero el día del parto, todo se torció. Nadie, ni siquiera lo médicos más expertos de la zona, se imaginaban algo así.

YouTube/Bob Justin

El bebé nació con arrugas, con cara de un hombre viejo de 80 años.

YouTube.com/Bob Justin

No tiene ni cejas ni pestañas; tiene los ojos hundidos y macrocefalia (la cabeza más grande de lo normal).

YouTube/Bob Justin

Además, tenía mucho vello en la espalda.

El pequeño sufre de progeria, una rarísima enfermedad que hace que el afectado envejezca a una velocidad totalmente inusual para su edad. Además de las visibles arrugas, las personas con enfermedades así tienen canas y calvicie prematura, manchas en la piel y baja estatura, entre otros síntomas.

YouTube/Bob Justin

1 entre 4 millones: esas son las posibilidades que tenía esta mujer embarazada de tener un hijo así. Pero lo cierto es que ambos padres están muy contentos y no podían estar más ilusionados con su hijo. "Solo podemos darle gracias Dios. La apariencia de mi hijo no es lo importante. Lo aceptamos como es. Estamos muy felices de tener un bebé varón en casa. Ya habíamos sido bendecidos con una hija. Ahora somos cuatro en la familia, qué más podemos pedir", dijo el padre. Incluso bromeó diciendo que su hija se parecía a su mujer, pero su hijo se parecía a él.

Aquí puedes verlo en vídeo:

Es inspirador como incluso habiendo tenido un hijo con semejantes dificultades, estos padres no podían estar más orgullosos de su retoño. Porque para ellos, con enfermedad rara o sin ella, su hijo es perfecto porque es el suyo.

Comentarios

Más de Nolocreo